La obsesión de comer sano Ortorexia

La obsesión de comer sano Ortorexia

Hoy en día es muy común hablar de trastornos psicológicos que giran alrededor de la alimentación como la anorexia nervosa, bulimia, vigorexia, etc. En fechas recientes, se ha sumado a estos trastornos la “Ortorexia” que se define como la obsesión patológica por la comida sana, convirtiéndose en el principal objetivo de la vida de las personas que lo padecen. En algunos casos se habla de un trastorno obsesivo-compulsivo llegando a decir que los afectados tienen “un menú en vez de una vida”.

 

  • La palabra ortorexia deriva del griego “orthos” que significa justo y de “orexis” de apetito. El investigador que más a trabajado sobre efectos y consecuencias de la enfermedad es Steven Bratman desde 1997, incluso a desarrollado un test que marca los criterios para poder diagnosticar este trastorno.

 

En estos casos la comida se vuelve el centro de sus pensamientos y de sus vidas, generalmente rechazan las grasas, la carne roja, los azúcares refinados, los alimentos enlatados o industrializados, etc. Es muy importante mencionar que esto no tiene ninguna base ya que debemos tener muy claro que no hay alimentos buenos ni malos y como siempre la palabra clave es la moderación. También les preocupa tanto la forma de preparación como los recipientes en los que se prepara y sirve la comida. Dedican mucho tiempo a la planificación de los menús y a la preparación de los platillos. Esto provoca que no puedan atender muchas otras obligaciones, además de acompañar estas acciones con sentimientos de culpabilidad y frustración cada vez más fuertes ya que esperan que gracias a “comer sano” se obtengan beneficios físicos, psíquicos y morales, sin embargo, esto rara vez sucede.

 

Por lo contrario, evitar alimentos que se consideran “malos” puede provocar ciertas deficiencias nutrimentales como por ejemplo, si no se consumen alimentos de origen animal y no se tiene conocimiento puede haber deficiencia de vitamina B12, o otras deficiencias como anemia, deficiencia de ciertas vitaminas o minerales como vitamina A o zinc, también se corre el riesgo de presentar bajo peso y cierto grado de desnutrición. Otro punto a considerar además del nutricional es el social ya que rechazan comer fuera de casa para evitar tentaciones, provocando el distanciamiento de amigos y familiares. Sufren cambios de carácter volviéndose irritables y amargos. Esto produce un círculo vicioso debido a la falta de satisfacciones afectivas, lo que conduce a una preocupación mayor de la comida.

 

Como con cualquier trastorno, si tenemos dudas de estar enfermo o algún familiar es importantísimo visitar un especialista ya que un diagnóstico precoz es de gran ayuda. La prevención es lo más adecuado, no debemos de olvidar que una alimentación correcta es la base para estar saludables, en una dieta saludable caben todos los alimentos y preparaciones, lo importante es saber combinarlos y como bien dicen todo con moderación.

 

  • No debemos de obsesionarnos con ningún alimento ni para bien ni para mal, asimismo es recomendable no premiar ni castigar con la comida ya que de otra manera le daremos valor a ciertos alimentos que no lo tienen, por ejemplo, si premiamos con una paleta, el mensaje es que vale más que un rico guisado con el que nunca premiamos. 

 

Si seguimos una dieta correcta y tenemos una actitud positiva ante la comida y la vida, seguramente nuestro estilo de vida será el adecuado, así que no lo olvides ser positivo es la base, ¡No lo olvides!

DÉJANOS TUS COMENTARIOS

blog comments powered by Disqus
Nutrición Grupo Bimbo
bedste sted købe viagra